domingo, 19 de abril de 2009

La otra cara


Amistades verdaderas, eso es lo que tenía hasta hace un tiempo, o eso pensaba. Todo empezó aquel día, uno de esos normales en lo que haces lo de siempre. Cuando salí de casa vi que hacia un buen día, salí a dar un paseo con una amiga a la que conocía hace mucho pero ya pocas veces veía. No hablábamos de nada y todo estaba en silencio. Llegamos a la playa que estaba mas vacía de lo normal aunque seguía siendo tan bonita como siempre, con su cálida arena y su mar azul. Nos sentamos a descansar y poco después mi amiga se quedó dormida ya que un rato antes parecía agotada. Yo estaba sentada cuando vi que una carta estaba tirada en la arena, debía ser de mi amiga ya que estaba cerca de su bolsillo. La iba a guardar pero me entró curiosidad por verla. La leí y en ella ponía cosas horribles. La que parecía mi amiga no era mas que una farsante que me criticaba a las espaldas. Quizá me lo hubiese esperado de otra persona pero jamás de ella. Cuando despertó, ya me había ido y lo único que la dejé fue una nota en la que ponía: “Amigas desde siempre pero no para siempre”
J.

No hay comentarios: