jueves, 27 de septiembre de 2012

Comentario de la Rima I de Gustavo Adolfo Bécquer


RIMA I

            Yo sé un himno gigante y extraño
            que anuncia en la noche del alma una aurora,
            y estas páginas son de este himno
            cadencias[1] que el aire dilata en las sombras.

            Yo quisiera escribirlo, del hombre
            domando el rebelde, mezquino idioma,
            con palabras que fuesen a un tiempo
            suspiros y risas, colores y notas.

            Pero en vano es luchar; que no hay cifra
            capaz de encerrarlo, y apenas, ¡oh hermosa!
            si, teniendo en mis manos las tuyas
            pudiera, al oído, cantártelo a solas.


ESTRUCTURA EXTERNA.
Se trata de un texto completo en verso. Consta de doce versos agrupados en tres estrofas de cuatro versos, que por la medida y por la disposición de la rima, no se ajusta a ninguna de las estructuras conocidas. Los versos son decasíbos los impares y dodecasílabos los pares. Por tanto versos de arte mayor, simples los primeros, compuestos los segundos. La rima es asonante en estos últimos. El acento estrófico cae en sílaba impar, por lo tanto el ritmo es trocaico.
Nos encontramos un encabalgamiento suave en el v.9 y 10, al estar la pausa en el verso encabalgado más allá de la sílaba cuarta.
 
ESTRUCTURA INTERNA.
1-4     Presentación del poemario como un conjunto de textos en los que el poeta intenta aproximarse a su psique o a sus sentimientos más íntimos.
5-8 Definición del estilo que persigue en sus poemas.
9-12 Reconocimiento de las dificultades que encuentra el poeta en la expresión de sus emociones.

TEMA. Limitaciones de la comunicación lingüística para expresar los estados anímicos.
En este primer poema de Bécquer nos encontramos con dos temas recurrentes: la reflexión del escritor sobre lo que significa ser poeta y sobre el amor idealizado hacia la amada. Ambos se mezclan y las dificultades de la expresión íntima y poética solo son superadas si la amada está con el poeta.
Efectivamente, la expresión de lo que siente el poeta no es fácil. Encerrar esas emociones en un discurso es comprenderse. Con la expresión hay una delimitación, aunque sea vaga, imprecisa, de lo que inquieta a su alma. Por eso afirma que sus poemas reflejan lo vivido. Pero además de encontrar las palabras justas, hay una preocupación estética: esos vocablos deben hacer vivir, sentir al que las lea. Con lo cual, la dificultad de expresión es aún mayor.
Y, segundo tema importante, esas dificultades se vencen cuando el poeta se siente querido por su amada, que es fuente de inspiración y refugio de seguridad.


RESUMEN. Bécquer anuncia la unidad del poemario, cuyo primer poema es como una introducción. Además, confiesa que los sentimientos expresados le han servido para ahondar más en su alma y conocerse mejor (himno que anuncia en la noche del alma una aurora). También define el estilo que desea utilizar: expresivo, vivo, colorista y musical. Sin embargo, como ya ha dado a entender en la anterior estrofa (domando el rebelde, mezquino idioma v.6) no es fácil el propósito de lograr la plasticidad del lenguaje ni comunicar los sentimientos del poeta; tan solo cree que lo podría conseguir con el apoyo de su amada.

FIGURAS LITERARIAS.
HIPÉRBATON. “que anuncia en la noche del alma una aurora” V. 2: proposición del complemento directo una aurora.
- “del hombre domando el rebelde, mezquino idioma” V. 5 y 6: hipérbaton violento al posponer el núcleo nominal del sintagma nominal detrás de todos sus adyacentes.
SINESTESIA[2]. Una de las constantes de su poesía, como refleja en este poema, fue expresar con palabras sencillas sentimientos a través de varios sentidos. Aquí mezcla el oído con la vista: himno, cadencias, suspiros, risas, notas, oído, contártelo / color, colores, sombras 4
ANTÍTESIS.: aurora / noche, v2; suspiros /  risas v8.
APÓTROFE[3]: capaz de encerrarlo, y apenas, ¡oh hermosa! V.10
PERSONIFICACIÓN O PROSOPOPEYA[4]: el rebelde, mezquino idioma, V.6.
METÁFORAS[5]:
- Término metafórico: domando el rebelde, mezquino idioma = Término real: Buscando las palabras justas que expresen lo que el poeta siente. Metáfora pura.
- Término metafórico: Un himno anuncia en la noche del alma una aurora = Término real: el himno, el conjunto de poemas, sirve al poeta para aclarar sus emociones, aunque solo sea parcialmente, como es la luz que hay en la aurora. Metáfora pura.
- Término metafórico: y estas páginas son de este himno cadencias que el aire dilata en la sombras = Término real: cada uno de los poemas ha servido para que el poeta interiorice en su alma y conocer mejor lo que siente.
ESTRUCTURAS BIMEMBRES: los adjetivos se agrupan de dos en dos marcando de esta manera el ritmo.
- un himno gigante y extraño, V1 el rebelde, mezquino idioma V.6, suspiros y risas, colores y notas. V 8.





[1] Las cadencias musicales son secuencias de acordes sobre los que se construyen las composiciones musicales. Son, por así decirlo, los andamios estructurales de una obra, y son los principales transmisores de la sensación que la obra produce en el oyente.

[2] La sinestesia consiste en la unión de dos imágenes que pertenecen a diferentes mundos sensoriales, como "verde chillón", donde lo visual se une con lo auditivo. Algunos estudiosos la consideran una variante de la metáfora.
[3] Apóstrofe: Exclamación o pregunta dirigida con vehemencia a un ser animado o inanimado, real o imaginado. Yo quiero ser llorando el hortelano de la tierra que ocupas y estercolas compañero del alma tan temprano.
[4] Personificación: Atribuye características de seres animados a seres inanimados o abstractos. “El río ríe a lo lejos”
[5] Metáfora: La metáfora es, en la práctica, lo mismo que una comparación, pero el 'como' se elimina. Es decir, se procede a afirmar la identidad entre el término real (A) y el término imaginario (B). Tendríamos, a grandes rasgos, dos tipos de metáforas: aquella en la que aparecen A y B (Tus dientes son perlas) y aquella en la que el término real desaparece y es suplantado por el término metafórico; es decir, sólo aparece B (Las perlas de tu boca). Algunos autores las llaman metáforas impuras y puras respectivamente.

9 comentarios:

Anónimo dijo...

Muchas gracias, me ha servido y me ha ayudado un montón.

Anónimo dijo...

GRACIAS POR COMPARTIRLO SIRVE MUCHO DE AYUDA

Joana Mora dijo...

Ole ole y ole . Esta página vale mucho la pena.

cyberick dijo...

Gracias, me sirvió mucho, Bécquer es uno de mis favoritos. Saludos.

Anónimo dijo...

Bendit@ seas :')

Aitor Manuel Castrillo León dijo...

¿Cómo debe ser el idioma
literario o las palabras que el poeta emplea? ¿De quién se vale para
cantar ese idioma literario? ¿Quien puede ser objeto de la poesía? ¿A
qué himno extraño se refiere el poeta?

esmi dijo...

Es excelente, muy completo y preciso. Agradezco el talento compartido y el material.

Anónimo dijo...

muchas gracias me ha ayudado

Anónimo dijo...

Muchas gracias! Me ha ayudado un montón